Cristo

Cristo

7 de febrero de 2012

El collar de perlas



Teresa era una linda niña de cinco años de ojos relucientes. Un día mientras ella con su mamá visitaban la tienda, Teresa vio un collar de perlas de plástico que costaba 2.50 dólares. ¡Cuánto deseaba poseerlo! Preguntó a su mamá si se lo compraría, y su mamá le dijo: Hagamos un trato, yo te compraré el collar y cuando lleguemos a casa haremos una lista de tareas que podrás realizar para pagar el collar, ¿está bien? Teresa estuvo de acuerdo, y su mamá le compró el collar de perlas.


Teresa trabajó con tesón todos los días para cumplir con sus tareas. En poco tiempo Teresa canceló su deuda. ¡Teresa amaba sus perlas! Ella las llevaba puestas a todas partes: al colegio, a la cama, y cuando salía con su mamá.

Teresa tenía un padre que la quería muchísimo. Cuando Teresa iba a su cama, él se levantaba de su sillón favorito para leerle su cuento preferido. Una noche, cuando terminó el cuento, le dijo: "Teresa, ¿tú me quieres?", "¡OH!, sí papá". "Entonces, regálame tus perlas," le pidió él. "¡OH, papá! No mis perlas," dijo Teresa. "Pero te doy a Rosita, mi muñeca favorita. ¿La recuerdas?, tú me la regalaste el año pasado para mi cumpleaños. Y te doy su ajuar también, ¿está bien, papá?", "¡OH!, no hijita, está bien, no importa", dándole un beso en la mejilla. "Buenas noches, pequeña".

Una semana después, nuevamente su papá le preguntó al terminar el diario cuento: "Teresa, ¿tú me quieres?", "¡OH, sí papá, ¡tú sabes que te quiero!", le dijo ella. "Entonces regálame tus perlas". "¡OH, papá! No mis perlas; pero te doy a Lazos, mi caballo de juguete. Es mi favorito, su pelo es tan suave y tú puedes jugar con él y hacerle trencitas". "¡OH!, no hijita, está bien," le dijo su papá en la mejilla, "Felices sueños."

Algunos días después, cuando el papá de Teresa entró a su dormitorio para leerle un cuento, Teresa estaba sentada en su cama y le temblaban los labios. "Toma papá" dijo, y estiró su mano. La abrió y en su interior estaba su tan querido collar, el cual entregó a su padre. Con una mano él tomó las perlas de plástico y con la otra extrajo de su bolsillo una cajita de terciopelo azul. Dentro de la cajita había unas hermosas perlas genuinas. Él las había tenido todo este tiempo, esperando que Teresa renunciara a la baratija para poder darle la pieza de valor.

Y así es también con nuestro Padre Celestial. Él está esperando que renunciemos a las cosas sin valor en nuestras vidas para darnos preciosos tesoros. ¿No es bueno el Señor? Esto me hace pensar las cosas a las cuales me aferro y me pregunto: ¿qué es lo que Dios me quiere dar en su lugar?
Y a ti... ¿QUÉ TE DICE el Señor?




22 comentarios:

La casita de Maria Nancy dijo...

PERDÓN PADRE,PORQUE A VECES SOMOS TAN EGOÍSTAS MIRANDO NUESTRAS MISERIAS QUE NO VEMOS LOS TESOROS QUE NOS TIENES PREPARADOS.
GRACIAS SEÑOR,POS TENERNOS PACIENCIA!
HERMOSA HISTORIA ROSARIO,DIOS TE BENDIGA
GRACIAS POR PASAR POR MI CASITA

Betty Mtz Compeán dijo...

Rosario realmente me emociono hasta las lagrimas tan hermosa y sabia historia.
No nos aferremos a cosas o situaciones que ya no pueden ser, porque puede que salgamos ganando con lo que Dios nos tiene preparado.
Un enorme abrazo.

Escritos en tu nombre dijo...

Que hermosa historia, me has emocionado.

A veces nos aferramos a las cosas simples y sin valor y nos olvidamos de las verdaderas.

Un abrazo.

Rosa

Teresa dijo...

Rosario, una historia que me ha dejado pensando... yo prefiero imaginarme al Padre entregándole el collar genuino sin pedirle nada a cambio, dejándola también con su baratija...para que ella misma se dé cuenta de la diferencia. Así es Dios, nos ofrece su Amor en medio de nuestros pequeños amores caprichosos...para que cuando estemos preparados elijamos lo único que en verdad merece la pena. Un abrazo con mucho cariño.

Capuchino de Silos dijo...

Muy bonita historia. Gracias por compartirla.

Un abrazo y muy feliz día.

Magda dijo...

Preciosa historia Rosario, me gustado mucho.
Dios te bendiga.
Un beso.
PD. Te ha quedado muy bonito el bloger, felicidades.

victoria dijo...

Que hermosa historia Teresita
Cuanta verdad hay en ella
Somos tán egoistas que solo pensamos en lo material habiendo cosas tán hermosas cerca de nosotr@s
Te quiero y admiro amiga y me sieno feliz de ser tu amiga
Besitos mi niña

MAJECARMU dijo...

Rosario,precioso tu cuento,amiga.
Efectivamente,a veces hemos de renunciar a las cosas materiales para poder obtener los valores espirituales,que nos harán crecer y madurar,ya que son regalos de la Providencia para el espíritu
Mi felicitación y mi abrazo inmenso,amiga.
M.Jesús

Rosario Ruiz de Almodóvar Rivera dijo...

Gracias Rosario, me ha impresionado tu historía, llevas razón, pensamos que poseemos cosas de gran valor y no tenemos Nada nuestro.
Un abrazo fuerte amiga, desde mi Librillo.

Rosa.E dijo...

Teresa, bonita y reflexiva historia.
Cuanta razón llevas en tu reflexión.
Algunas veces nos aferramos a pensamientos, a soluciones a problemas y depronto no es el camino.
Un gusto pasar por tu blog
Un abrazo

Luz dijo...

Precioso Rosario..Yo le doy las gracias por todo lo que me dá.Y perdón por no saber valorarlo. Un beso amiga.

PEPE LASALA dijo...

Qué bonito Rosario, una historia que me ha tocado el corazón. Hágase su voluntad. Gracias por evangelizar con cosas tan grandes como ésta amiga. Un fuerte abrazo desde el blog de la Tertulia Cofrade Cruz Arbórea. http://tertuliacofradecruzarborea.blogspot.com/

SÓLO EL AMOR ES REAL dijo...

Que bellísima historia, me has hecho poner los ojos aguados... gracias por recordarme lo esencial...

Paz&Amor

Isaac

Luján Fraix dijo...

QUE EMOTIVO MENSAJE QUERIDA ROSARIO.
NOS AFERRAMOS A COSAS SIN VALOR CUANDO HAY OTRAS QUE SÍ MERECEN NUESTRA ATENCIÓN.

GRACIAS ROSARIO POR DEJARNOS REFLEXIONES QUE NOS MOTIVAN A SER MEJORES.

BESOS

Monja de Clausura Orden de Predicadores dijo...

Rosario, gracias por este cuento tan aleccionador.
Gracias, de verdad
Con ternura
Sor.Cecilia

Una Julieta de Jesùs dijo...

Hola Rosario♥ paz y bien !!!!

Nada nuestro es !!!, pero se nos da para ver que hacemos con todas las bendiciones que nos son dadas !!!

Gracias Rosario !!! la historia es hermosa !!! pero gracias por compartir y estar siempre !!!

Feliz dìa del Amor y la Amistad ♥ ☼ ♥ *

abrazo de corazòn a corazòn !!!

La Paz sea contigo hermana Rosario♥ ☼ ♥ *

La Gata Coqueta dijo...



Hoy día del amor y la Amistad me detengo a tú lado, para sentirme arropada por el calor y el afecto entrañable que se respira en este tu espacio.

Para los enamorados;
que lo han estado,
para los que lo están,
y para los que pronto
lo estarán.

Para todos ellos!!

¡¡Feliz día de San Valentín!

Muackkkkkkk
Muackkkkkkkkk
Muackkkkkkkkkkkkk

De esta tu siempre amiga…

María del Carmen



Carolina dijo...

A mi el Señor me dice que es todo, quien a Dios tiene nada le falta, querida Rosario. Me encanto esta historia de las perlas, muy esclarecedora. Un abrazo.

Caminar dijo...

Gracias Rosario por tus letras.
Un abrazo en Cristo

Magda dijo...

Hola Rosario, que hermosa entrada!!
Me gustaría que pases por Rincón de la Esperanza, hay un premio para vos. Un gran abrazo

PEPE LASALA dijo...

Hola Rosario, paso por aquí a saludarte amiga. Un fuerte abrazo desde el blog de la Tertulia Cofrade Cruz Arbórea. http://tertuliacofradecruzarborea.blogspot.com/

La Gata Coqueta dijo...



La Vida es espectacular y hay que aprovechar a disfrutarla en todas sus vertientes, incluido el carnaval que mañana es su día grande y algunos de los más jóvenes lo pasaran en grande devolviéndoles la ilusión a los no ya tan jóvenes...

Te deseo un fin de semana lleno de todo aquello que tu alma necesite por abrigo...

Un beso
un abrazo
y mi aprecio
para siempre

María del Carmen


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Angeles

Angeles